Haciendo balance del año

Estadísticas

Como cantaba Mecano, con la llegada del fin del año es momento de balances, de ver lo bueno y lo malo y, sobre todo, de revisar lo que ha funcionado y no. Vamos de algo que nos gusta mucho en el mundo 2.0 y que debería hacerse más a menudo: medir.

Así que, después de poco más de un año de Social y Media, me he decidido unirme a esa línea de “los 10 post que mejor han funcionado en mi blog” y evaluar lo que más ha gustado de este humilde rincón. Aunque, para mi sorpresa WordPress ya me lo ha dado hecho en un vistoso informe….

Tras un primer vistazo, dos palabras: bendito SEO. Y es que el contenido que mejor ha funcionado ha sido aquel que ha seguido las directrices de la search engine optimization y que tiene algún nombre famoso en el titular.
Según esto, para el próximo año tengo que escribir más sobre eventos, casos de éxito y comparativas, que es lo que más ha atraído. No sé, quizá pruebe eso de “los 10 consejos…” o “cómo hacer para…”, pero el objetivo de este rincón es generar debate y mostrar cómo funciona esto del 2.0 y seguir reflexionando en torno a él.
Muchas gracias a todos aquellos que os habéis pasado durante este año por aquí.
¡Feliz 2015! y que sea un año cargado de nuevos temas para seguir reflexionando y aprendiendo. 🙂

¿Eres social? Demuéstralo

social media

Como está de moda eso de las redes sociales, muchas empresas deciden abrirse un perfil en ellas. Para tal cometido suelen buscar al empleado que puede saber un poco más ya que, al menos, tiene una cuenta en la red de Zuckerberg, y le piden que se informe de eso del Facebook y el Twitter para empresas.

El empleado, sigue las instrucciones de su jefe y abre el perfil, muchas veces de forma errónea y sin un objetivo establecido. Así que ya es el momento de añadir los iconos a la web corporativa “porque nuestra empresa también mola y está al día”.

Pero se olvidan de algo elemental, las redes sociales para que tengan éxito hay que mantenerlas y dotarlas de buen contenido y ese empleado seguro que ya tiene bastante con lo suyo para ponerse a algo más que, además no suele controlar. Vale, seguro que el empresario tiene un cuñado espabilado en el tema… “Total ¿quién se va a meter en Facebook para ver lo qué nuestra empresa hace? ¿verdad?”. Respuesta: los usuarios y posibles clientes, que también tienen a la competencia, como suele decirse, a un tiro de clic. Y las empresas de la competencia, a poco que sepan cómo va el mundo de las redes sociales, van a sacar mucho provecho de una falta de trabajo en esta materia. Pues, como suele decirse, quien no corre vuela y, si vemos los últimos datos, la mayoría de posibles clientes sí son sociales.

 Y a qué viene esto. Sencillo. Si se echa un vistazo a varias webs, sobre todo de pymes, se descubren webs un poco descuidadas pero a las que no le faltan al menos los símbolos de Facebook y Twitter que, como es de esperar, llevan a unos perfiles personales, poco cuidados, desactualizados y en los que te puedes encontrar de todo o, directamente nada. O si haces la búsqueda de la empresa directamente en la red de turno, para esto que se suele hacer ahora de comparar opiniones y conocer algo más de la empresa y que es bastante utilizado, peor. Te puedes encontrar con lo que podríamos llamar arrepentimientos: varios perfiles con el mismo nombre, sin optimizar y con la misma problemática.

Moraleja: No hay que decir que se es social, hay que serlo y si se quiere estar en las redes, optar por un profesional y una estrategia. ¿No os parece?